ERINA BCN | Ideas para reformar tu baño con microcemento
229
post-template-default,single,single-post,postid-229,single-format-standard,qode-quick-links-1.0,ajax_fade,page_not_loaded,,qode-title-hidden,qode_grid_1300,qode-child-theme-ver-1.0.0,qode-theme-ver-11.1,qode-theme-bridge,wpb-js-composer js-comp-ver-5.1.1,vc_responsive

Ideas para reformar tu baño con microcemento

Combinar microcemento con madera da una sensación de calidez y naturalidad que convierte acogedor el espacio, siendo al mismo tiempo muy delicado y teniendo la posibilidad de llegar a ser muy lujoso dependiendo del mobiliario utilizado. Las combinaciones más comunes de colores son, escala de grises para el microcemento, no muy oscuros para no quitarle luminosidad al baño, y maderas usualmente en tonos más claros. Las aguas que se ven del microcemento hacen una buena combinación con las vetas de la madera. Además se pueden agregar adornos de piedra o canastas de mimbre que refuerzan ese sentimiento de materiales naturales.

El microcemento se puede usar en suelos, paredes y techos, o en placas de ducha, bañeras, encimeras, mobiliario y lavabos al ser un material impermeable y de poco grosor que se emplea manualmente y permite su aplicación en los lugares más pequeños como los muebles, para este tipo de detalles es importante contar con los mejores aplicadores que garanticen la calidad del trabajo, sobre todo en las esquinas y los bordes. Para romper un poco la monotonía se sugiere también combinar el techo o alguna pared de blanco y las piezas sanitarias y el lavabo de su elección igualmente de blanco.

La madera en cambio se puede utilizar en el mueble debajo del lavabo o si éste es de microcemento se destina a las puertas, gavetas o repisas del mismo, también en repisas colgadas de la pared o en algún detalle como el borde del espejo.

Si más bien se busca un ambiente moderno tener el mobiliario en microcemento y combinarlo con elementos metálicos, bien sean de acero inoxidable o tuberías de cobre para un look más industrial y colores neutros, ayudan a crear ese ambiente unificando colores

Lo bueno del microcemento es que al poder escoger el color exacto que se desea y su textura, se puede combinar con el material adicional que más guste dependiendo del estilo que busca el cliente, creando baños únicos.